¿Qué tipo de información se puede encontrar en los modelos de BIM?

Tipos de modelos de información que podemos encontrar en BIM

El BIM (Modelado de Información de Construcción) es una tecnología poderosa que ha transformado la industria de la construcción en los últimos años. Permite a los profesionales de la arquitectura, ingeniería y construcción crear y gestionar representaciones digitales de proyectos de construcción. Estos modelos digitales contienen una gran cantidad de información que se puede utilizar para mejorar los procesos de diseño, construcción y mantenimiento. 

¿Cuáles son los tipos de modelos de información?

Para comprender la metodología BIM y su aplicación en los modelos de información, nos referiremos a la norma UNE-EN ISO 1950. Esta norma define los modelos BIM como conjuntos de información estructurados en contenedores de datos, organizados jerárquicamente a través de archivos, sistemas o aplicaciones de almacenamiento. La función principal de estos modelos es utilizar los datos recopilados para crear una representación virtual precisa de los activos que se desean construir.

En cuanto a la agrupación de los modelos de información, existen dos tipos distintos:

Modelo de información del proyecto (PIM) 

PIM (Product Information Management) es un modelo de gestión de información de objetos utilizado para almacenar y gestionar información. Este modelo es ampliamente utilizado en diversas industrias para centralizar y organizar datos relacionados con productos. Con PIM, las empresas pueden almacenar información detallada sobre productos, como descripciones, especificaciones técnicas, precios y más, en un solo lugar. Esto facilita la gestión y actualización de la información, lo que a su vez mejora la eficiencia y precisión en la presentación de productos a los clientes. Además, el uso de PIM permite una mayor consistencia y coherencia en la información de productos en diferentes canales y plataformas de venta.

Modelo de información del activo (AIM)

El Asset Information Model (AIM) proporciona soporte a los procesos de gestión de activos, tanto estratégicos como diarios, establecidos por el adjudicador. Además, ofrece información crucial al inicio del proceso de desarrollo del proyecto. El AIM contiene registros de equipos, tarifas de mantenimiento acumuladas, fechas de instalación y mantenimiento, detalles sobre los derechos de propiedad y otra información valiosa que el adjudicador desea gestionar de forma semántica.

Es importante destacar que el modelo AIM solo puede existir una vez que el activo en cuestión, ya sea un edificio o una obra de ingeniería civil, ha sido construido. En este momento, el modelo puede reflejar con precisión cómo se ha llevado a cabo la construcción del proyecto (As-Built). Además, se puede incluir toda la información real y relevante sobre los equipos y elementos que requieren mantenimiento.

¿Qué tipo de información se puede encontrar en los modelos BIM?

Los modelos BIM contienen una amplia gama de información crucial para el proceso de construcción, así como el diseño de edificios y de infraestructuras civiles. Centrándonos en el diseño de edificios, estos modelos capturan y presentan diferentes tipos de información, siendo los más comúnmente utilizados los siguientes:

1. Información arquitectónica

El modelado BIM permite generar modelos que capturan y representan información arquitectónica. Esto incluye detalles sobre el diseño del edificio, planos de planta, elevaciones y secciones. Los modelos BIM aparte de proporcionar una representación virtual en 3D del proyecto, también permite a los interesados visualizar la estructura final antes de que comience la construcción. Los beneficiarios de la información recopilada son los arquitectos, por lo cual pueden utilizar esta información para evaluar las cualidades estéticas del diseño, identificar posibles conflictos o problemas, y optimizar la utilización del espacio.

2. Información estructural

Además de los detalles arquitectónicos, los modelos BIM también incluyen información estructural. Esto abarca elementos como vigas, columnas, losas y cimientos. El software utilizado para construir modelos BIM permite a los diseñadores analizar y simular con precisión el comportamiento estructural del edificio, garantizando su estabilidad y seguridad. Los ingenieros estructurales pueden acceder a esta información para realizar un análisis estructural exhaustivo, identificar posibles debilidades y realizar modificaciones de diseño necesarias. 

Si estás buscando una empresa especializada en BIM para realizar este tipo de trabajo, no dudes en contratar nuestros servicios de BIM en estructura, en donde te ayudaremos a gestionar y llevar a cabo proyectos de manera eficiente y precisa.

3. Información MEP (Mecánica, Eléctrica y Fontanería)

Los modelos BIM también incorporan información MEP, que se refiere a los sistemas mecánicos, eléctricos y de fontanería del edificio. Esto abarca elementos como sistemas de climatización, cableado eléctrico, suministro de agua, drenaje y sistemas de protección contra incendios. BIM en MEP, entre otras cosas, se encarga de generar modelos que ayudan a coordinar estos diferentes sistemas, lo que permite a los profesionales de MEP evitar conflictos o interferencias que podrían causar retrasos o errores durante la construcción.

4. Cantidades y estimación de costos

Cuando hablamos de ventajas en los modelos BIM, es importante destacar la aplicación de BIM 5D. Esta metodología permite generar desgloses precisos de cantidades y estimaciones de costos. Por ello, los modelos contienen mayor información detallada sobre los componentes del edificio, lo que facilita a los tasadores y estimadores calcular las cantidades necesarias de materiales y los costos asociados. Esta información es especialmente útil para los gerentes de proyectos en los procesos de presupuesto, licitación y adquisiciones.

5. Sostenibilidad y análisis energético

Los modelos de BIM también pueden incluir datos relacionados con la sostenibilidad y el análisis energético. Esta información ayuda a evaluar el rendimiento ambiental y la eficiencia energética del edificio. Por ejemplo, los modelos pueden incorporar datos sobre el análisis de la iluminación natural, el consumo de energía, las propiedades de los materiales y la huella de carbono. Al analizar esta información, los arquitectos e ingenieros pueden optimizar el diseño para reducir el consumo de energía, mejorar la comodidad interior y minimizar el impacto ambiental.

Conclusión

Los modelos BIM contienen una amplia variedad de información valiosa para la industria de la construcción. Estos modelos permiten a los profesionales de la arquitectura, ingeniería y construcción crear representaciones digitales precisas de proyectos de construcción, lo que mejora los procesos de diseño, construcción y mantenimiento. Los modelos BIM incorporan, entre otros, información arquitectónica, estructural, MEP, cantidades y estimación de costos, así como datos relacionados con la sostenibilidad y el análisis energético. 

Estos modelos ayudan a los equipos a evaluar la estética del diseño, garantizar la estabilidad estructural, coordinar los sistemas MEP, calcular las cantidades de materiales y estimar los costos, y evaluar el rendimiento ambiental y la eficiencia energética del edificio. En definitiva, el uso de modelos BIM mejora la eficiencia, precisión y sostenibilidad en la industria de la construcción.

Deja tu comentario